lunes, 21 de diciembre de 2015

Me llamarán puta


El papel de la mujer en la sociedad muestra realmente cómo es una sociedad. Desde Occidente nos solemos llevar las manos a la cabeza -lógico- cuando vemos a mujeres que son obligadas a llevar un burka que las tapa por completo, cuando las lapidan por cualquier acto que puedan considerar delito, como el adulterio, o cuando se les prohíbe conducir. Mirando ese espejo nos creemos modernos, progres, pero los datos nos hacen darnos de bruces con la realidad: una de cada cinco españolas ha sufrido violencia física o verbal; 62 millones de mujeres han sufrido malos tratos en Europa; la brecha salarial de género aumenta cada año en España y ya se sitúa en el 24% (las mujeres deberían trabajar 79 días más al año para hacer desparecer la brecha). La lista podría ser prácticamente interminable.

Para visibilizar los abusos y la violencia a los que las mujeres están expuestas a lo largo de su vida, la organización noruega sin ánimo de lucro Care ha lanzado el vídeo Querido papá, todos me llamarán puta para concienciar de la importancia de las bromas que la sociedad acepta y que acaban conformando una sociedad machista que aplasta a un gran porcentaje de mujeres. Es un vídeo con el que emocionarse, pero también un vídeo que llama a la lucha desde la educación, desde donde deberían nacer todas las batallas para que el único objetivo fuera la libertad del individuo, y, por lo tanto, la colectiva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario